El tiempo en: Arcos
Martes 25/06/2024  

Arcos

Vecinos del parque Bailén de Arcos se sienten “desesperados”

Denuncian la existencia de pulgas, heces de animales y falta de mantenimiento. IU se compromete a llevar el asunto al Pleno

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad Ai
  • IU ha atendido in situ a los afectados. -

Izquierda Unida (IU) Arcos denuncia una vez más situaciones que, según expresa su portavoz, Miguel Ángel Ortega, trascienden a las siglas de los partidos, en alusión en primer lugar al “abandono, dejadez e insalubridad” que sufre la plaza Bailén, donde vecinos y organización política han comprobado cómo la zona se ha convertido en “un arenero” de gatos y perros ante la cantidad de heces, con el consiguiente desprendimiento de malos olores que se acentúan con las altas temperaturas. Además, denuncian la proliferación de pulgas que limitan el juego infantil y la estancia en el parque de la vecindad.

Según el portavoz de IU, el parque “no es un parque porque no existe césped, los árboles están secos, no se ponen piedras para que los animales no hagan sus necesidades, los bancos están en mal estado, las papeleras brillan por su ausencia y las que hay no son recogidas, y el firme tiene más boquetes que un campo de golf”, en palabras de Ortega Domínguez.

El concejal señala que, con independencia del civismo de la población a la hora de cuidar su entorno, los vecinos y vecinas afectados pagan sus impuestos al Ayuntamiento a cambio de una serie de servicios como el mantenimiento de su parque. Del mismo modo, asegura que las ramas de los árboles entran en las viviendas ante la falta de poda, y rechaza en este sentido la reciente concesión del premio ‘Escoba de plata’ al Ayuntamiento por su servicio de recogida de basuras. Para Ortega, carece de sentido alguno que se realicen visitas políticas a este lugar “y no se actúe”, y anuncia por último que trasladará la situación de la plaza Bailén al Pleno municipal, al tiempo de agradecer la concentración vecinal que apoyó su intervención política.

De hecho, como representante de la vecindad, Ángel Fernández Rodríguez, explicó que han recibido hasta ahora promesas y que están “desesperados”. El presidente vecinal anuncia una posible denuncia a la Guardia Civil ni no se produce una reacción del Ayuntamiento.

Por su parte, el portavoz de IU espera una nueva visita del delegado de Medio Ambiente para que compruebe por sí mismo la situación.

 

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN